Diablo II
Diablo 2

Al final de la primera parte del juego, al matar a Diablo, el héroe descubre que aunque este destruyó el cuerpo del príncipe Albrecht que contenía a Diablo, el espíritu del demonio seguía estando libre amarrado a la Piedra Alma. Como no podía dejar que Diablo quedase libre y recordando la historia de Tal Rasha, decidió convertirse el mismo en su prisión y enterró la Piedra del Alma dañada en su frente.